Phone: 0039-329.435.6146 - Email: sicilyguidetourism@gmail.com

Arqueología, cultura, historia, y leyendas, son todos elementos que completan el gran recorrido por Sicilia que entre etapas no puede faltar en Enna y su territorio.

Enna

Enna está en el centro de este «ombligo» de Sicilia, que es el área de Enna. Con sus 970 metros sobre el nivel del mar, tiene la distinción de ser la capital provincial más alta de Italia y conserva un hermoso patrimonio artístico, entre los cuales destacan el Duomo y el Castello di Lombardia. Desde el castillo, uno de los mejor conservados y más grandes de toda Sicilia, puede admirar los paisajes circundantes, incluida la lejana cumbre del Etna y el lago Pergusa.

Villa romana de Casale en Piazza Armerina

Empezamos por uno de los lugares más sugestivos y sorprendentes: la Villa romana de Casale en Piazza Armerina, Patrimonio de la Unesco en 1997. El sitio arqueológico hoy representa un lugar de incomparable belleza debido a los restos de un extensa Villa romana, caracterizada por vivos mosaicos en el piso.

Morgantina

Si está pensando qué ver en Sicilia, no se pierda la antigua ciudad de Morgantina, testimonio de vida que comenzó en la era prehistórica y terminó en la era prerromana. El mito de esta ciudad arcaica se ha extendido por los alrededores, convirtiéndose en una fuente de inspiración para algunos escritores de novelas y textos literarios, como Andrea Camilleri, que en Enna vivió unos años.

Caltagirone

Continuando con este recorrido, moviéndose a pocos kilómetros de la Piazza Armerina, llega a Caltagirone, la ciudad por excelencia de la cerámica y el barroco. Los artesanos se encuentran dispersos por todas las calles de la ciudad y, a menudo, se pueden observar en sus tiendas mientras crean artefactos decorados de acuerdo con tradiciones antiguas. De hecho, una visita al Museo de Cerámica es inevitable y, con sus 2.500 elementos, da testimonio de los orígenes de este precioso arte milenario. La visita a Caltagirone no puede separarse de la famosa Escalera de Santa Maria al Monte, compuesta por 142 escalones decorados con cerámicas de colores. Gracias a este patrimonio invaluable, Caltagirone es hoy una de las ciudades barrocas del este de Sicilia, un sitio del patrimonio mundial desde 2002.